El marketing online es uno de los pocos campos en los que barato no significa malo. De hecho, hay muchos ejemplos de campañas de marketing sencillas que han conseguido un gran éxito.

Sin embargo, en el mundo publicitario actual, las empresas deben competir, y además de hacerlo con otras organizaciones reales que ocupan el mismo campo de interés, también han de hacerlo con compañías virtuales a través de Internet y de las redes sociales.

Además, con el aumento de la publicidad y de la infopolución que vivimos hoy en día en Internet,  es difícil encontrar temas de interés que puedan sorprender y atraer a los usuarios.

Pero aun así no requieres gastar mucho para hacer una buena campaña de marketing en redes sociales. Además,si sigues los consejos que te vamos a exponer ahora, podrás promover tu negocio en una manera creativa y gastando poco presupuesto.

Entre las primeras cosas que puedes hacer para promover tu empresa online está la de contratar una celebridad local. Cada empresa ambiciosa sueña con que sus productos sean promovidos por famosos mundiales, pero seguramente te salga mucho más barato, y al mismo tiempo eficaz, contar con alguien que sea influyente en tu área de interés. Para contactar con este influyente podrás enviar como regalo una invitación a probar tu servicio o tu producto y después pedir una reunión para tener un feedback directo.

Una segunda opción es la de crear un grupo en una red social. Esto método podrá exigir un tiempo y un esfuerzo mayor en principio, pero tiene las ventajas de ser gratuito y fácil de actuar. La creación de un grupo supone la creación de un espacio donde los profesionales puedan conversar y pedirse recursos o consejos entre ellos. Los grupos también deben ser lugares donde sus miembros puedan trabajar en red con otros de su misma área.

Además, una tercera posibilidad es la de publicar artículos en distintos blogs, con la esperanza de llegar a las páginas que tienen más inflexión en Internet. Si eliges este método, el primer paso es lo de identificar 3-5 blogs que tengan como lectores los clientes a los que quieras dirigirte.

Como última propuesta vamos a proponerte que escribas un ebook. Se trata de compartir los conocimientos y tus casos de éxito para que tus potenciales clientes puedan beneficiarse. Compartir tu experiencia es interesante y al mismo tiempo útil para los usuarios.