Hace dos años y medio, FNAC lanzó una acción que no pasó desapercibida para ningún cliente: “Yo vivo en FNAC”, una campaña que se convirtió en viral superando cifras que no se imaginaban. Hoy se estrena en la gran pantalla la película: sí, han hecho un film basado en la acción viral de FNAC. Pero la gran pregunta es: ¿cómo lo hizo?

La propia marca contaba que tenía algunos “problemas de marketing”, y querían saber cuanta gente se sentía identificada, realmente vinculada, con FNAC. “Se busca friki de Fnac” comenzaba el reto. Buscaban a una persona que habitara en una de sus tiendas durante 10 días.

La acción caló en la gente y más de 500 candidatos (válidos) se presentaron al casting. En cifras: más de 25.000 visitas a la web autónoma de la acción (www.yovivoenfnac.com) en sólo tres días. Y más de 1.000 vídeos y 5.000 fotos subidos a la red. Y lo más importante: 0 euros de inversión en medios. Y todo esto antes de la esperada convivencia en la tienda.

Los días en la tienda de la plaza Callao (Madrid) llevaron un seguimiento en la web a través de vídeos que recogían el día a día, donde se veía al protagonista pasear por la tienda, asistir a los distintos eventos, y hasta con su propio escaparate. Lo que quería demostrar Fnac es que puedes estar un día entero en su tienda sin aburrirte.

Esta no fue sólo una acción de medios online: también tuvo su repercusión en medios offline. “El friki” se paseaba por la tienda, colgaba carteles de recomendación, hablaba con los clientes y hasta consiguió más de un hueco en algún diario impreso.

Volvamos a las cifras: más de 800 followers en Twitter, cientos de menciones en redes sociales, más de 255.000 visitas a la web, 20.000 visualizaciones en youtube, 127.000 visionados del streaming… En tan sólo 10 días una acción que no invirtió en medios convencionales se convirtió en un caso de éxito.

 Ha sido el director argentino Lucas Figuerola el responsable de convertir en thriller el caso, un film que se estrena hoy viernes 29. El nombre no podía ser otro: “Viral” y está protagonizado por Alejo Sauras como Raúl, el “friki”.

Así que parece que la meta de una estrategia de marketing va más allá. Otra muestra más de que la originalidad y la creatividad son claves para la viralidad de una campaña. Aunque hay que destacar que en esta acción fue un factor muy importante la fidelidad de sus clientes. Algo que FNAC se ha ido ganando en su trato a través de la atención al cliente.